EL INCREIBLE PEZ ATÓMICO

EL INCREIBLE PEZ ATÓMICO
El majestuoso Pez Atómico posa para tí

martes, 11 de noviembre de 2008

LAS MALAS ARTES DE OPAU

Resulta que llevo varios meses buscando un piso para alquilar en Murcia. Me he encontrado de todo, bueno y malo. Pero esto es lo peor.
Hace unos dias me encontré en la edición impresa del periódico este chollazo:
http://www.tusanuncios.com/detalleanuncio?idAnuncio=3587842&tipo=6

1) Llamo al teléfono de contacto. A la chica que me contesta le comento que he visto el anuncio y me cita rápidamente en un lugar por la tarde. Le pido algo más de información, a lo que se niega excusándose en que si voy lo veré mejor y se despide. Visto y no visto.

2) Llego a mi hora a la dirección indicada. Entro en un piso que es una oficina muy glamurosa en la que me entero que con quien me he citado es una empresa que se dedica a estas gestiones (no me sorprende). Me ofrecieron amablemente acomodar mi culo en la sala de espera.

3) Una buena moza me reclama y entro en su 'despacho' sin sillas. Rápidamente me empieza a hablar de lo mal que están la cosas por la crisis y del buen beneficio que aportan ella y su empresa, OPAU (Oficiona provincial de alquileres urbanos), a la comunidad. Todo un rollazo sobre lo maravillosos que son. Me comenta que pretenden meter en su base de datos todos los pisos en alquiler de Murcia (Monopolio).

4) Me explica que si le abono 290 euros me busca un piso.

5) Trato de recordar lo más fielmente posible lo que ponía el anuncio que leí para no meter la pata (se anunciaba un estudio por 290 euros ¿no?) y poder preguntar: "¿Esto es una broma?"
En efecto, no hay ningún estudio ni nada que se le parezca. Los 290 euros es lo que cobran por ponerme en contacto con un arrendador cualquiera.

6) La moza se pilla un rebote de cagarse y me espeta que ella es muy seria (con porte digno y todo). En lugar de darme explicaciones se hace la ofendida.

7) Harto de tanta mierda y mamoneo, abordo la carencia de honestidad y ética de ella y de su empresa, OPAU. Me indigno ante el engaño publicitario.

8) La moza ahora se hace la víctima. Me recrimina la forma de hablarle ''tan de esa forma'' (que traducido es INDIGNADO POR EL FRAUDE) y encima me lanza una amenaza que hizo que se me erizasen los pelos del pubis, en plan "ya te verás en la calle, vendrás a pedir ayuda... y veremos si te la damos''.
Me tacha de raro por indignarme ante tal descarado fraude.

9) Nos despedimos guardando las formas, aunque habría deseado mandarla a tomar por culo, por imbécil.

ARRIBA PONGO LA TARJETA PERSONAL DE LA MOZA